Las personas con diabetes (tanto tipo 1 o tipo 2), incluso cuando están bien controladas, corren mayor riesgo de presentar complicaciones graves de la infección por el virus de la gripe, como la neumonía, la hospitalización y a veces la muerte. La bronquitis, sinusitis e infecciones del oído son algunos ejemplos de complicaciones también. Por otro lado, la gripe puede causar aumento de los niveles de glucosa en la sangre y esto bajar las posibilidades de defensa de nuestro cuerpo a las infecciones.

Está demostrado que la vacunación previene la gripe, reduce la gravedad de la enfermedad, disminuye las complicaciones de la gripe, las internaciones, las consultas médicas y puede salvarle la vida a los niños. Además protege de la infección a los que te rodean, incluso si son de grupos más vulnerables como los bebés, niños pequeños, ancianos y personas con enfermedades crónicas.

Fuente/ CDC 2019

Ultima modificación: