healthcare, medical and future technology concept - male doctor with stethoscope and virtual screen

La salud móvil, o mHealth, multiplicará el acceso a la sanidad en zonas desfavorecidas o aisladas y ayudará a obtener una mejor prevención sanitaria, según un estudio de Juniper Research. En él se estima que el número de personas que utilizan mercado de servicios de información de la salud móvil llegará a 157 millones de usuarios en cuatro años, más del triple de los 50 millones de 2015. Los autores creen que la adopción de los servicios de información de salud móvil aumentará a medida que los proveedores de servicios desarrollen iniciativas para abordar cuestiones tales como la mortalidad infantil y las enfermedades infecciosas. SMS, aplicaciones y servicios interactivos basados en la voz pueden proporcionar información vital para aquellos que no pueden acceder a los servicios de salud generales.

 

SMS, aplicaciones y servicios interactivos basados en la voz pueden proporcionar información vital para aquellos que no pueden acceder a los servicios de salud generales.

En este sentido, la investigación pone de relieve iniciativas como la Fundación MOTECH, que tiene como objetivo implementar la salud preventiva mediante la educación de la población en temas como la salud sexual y el embarazo. Juniper encontró que el acceso limitado a los dispositivos conectados y las bajas tasas de alfabetización habían dado lugar a muchos servicios de salud móvil que se ofrecen a través de centros. La investigación también encontró que varias organizaciones habían adoptado la estrategia de crowdsourcing para el desarrollo de soluciones para hacer frente a los retos de facilitar información y comprometerse con la salud.

The Wearables for Good Challenge: Khushi baby

Como ejemplo cita la iniciativa sobre wearables de UNICEF, que realizó un concurso sobre ideas para desarrollar wearablesque ayudaran a poblaciones desfavorecidas, y del que resultó ganador Khushi baby. Se trata de un dispositivo portátil que parte del diseño de un collar tradicional, el dhaago kaala usado para proteger a los niños del mal de ojo, y que se ha reconvertido para digitalizar los registros de salud de cada individuo. Con la tecnología NFC se consigue que los profesionales de la salud pueden escanear el chip de un paciente, sin necesidad de conectarse a una base de datos, y leer el registro de salud, lo que permite su uso en las comunidades rurales  aisladas. Los datos del paciente se almacenan en la nube y pueden ser gestionados por las autoridades sanitarias.

Ver vídeo: https://vimeo.com/145453640

 

La investigación también asegura que las plataformas de código abierto en salud, como Mobile Medic conseguirán un cambio de juego para los mercados emergentes en los próximos años, ya que los profesionales de la salud buscan medios más eficaces de prestación de servicios en áreas remotas.Sin embargo, Juniper cree que el crecimiento sería considerablemente mayor de lo previsto si no fuera por las barreras comerciales significativas para el despliegue en la mayoría de los mercados. Así, destaca que muchas ofertas actuales son exclusivamente financiadas por donantes, y que sólo unos pocos servicios se basan en modelos de negocio sostenibles.

Comunicación en salud

Éstas iniciativas demuestran cómo en cualquier estrategia de implementación de tecnologías sanitarias es necesario incluir a la comunicación en salud como parte activa, una comunicación que se enriquece de la participación de todos los actores implicados en la asistencia sanitaria.

Articulo publicado de: http://laesalud.com/2016/mhealth/salud-movil-acceso-sanidad/